El Presidente no descartó gravar la canasta familiar, sin embargo, aseguró que no se golpearán las familias más vulnerables.

El presidente Ivan Duque se refirió al posible IVA que se le aplicaría a la canasta familiar. Aunque no descartó que esto se pueda dar, si calificó de desafortunadas las declaraciones del ministro de Hacienda.

"Aquí han tratado de generar una serie de posturas que exageran frases que quizás puedan haber sido desafortunadas, pero frases, aquí la última palabra sobre el programa de reactivación económica la tiene el presidente antes de ser presentado al congreso. Pero yo tengo que hablarle a los colombianos con toda la franqueza, nosotros encontramos un presupuesto desfinanciado en las principales áreas misionales sociales del país", aseguró el presidente Duque.

El presidente concluyó con que se deben conseguir nuevos recursos que le den un impulso a la economía y que no es política del gobierno golpear a las familias más vulnerables de Colombia.

 

El ministro de Hacienda y Crédito Público, Alberto Carrasquilla, aseguró este martes que, aunque el país se encuentra en un escenario de tranquilidad, la economía colombiana enfrenta grandes dificultades. El ministro dio esas declaraciones en la Comisión Tercera del Senado, durante la presentación del informe de la Junta Directiva del Banco de la República al Congreso.

Carrasquilla inició su intervención asegurando que, en términos generales, el informe del banco central daba un mensaje de tranquilidad, especialmente en términos de lo que llamó las variables monetarias de la economía. “Tuvimos un susto inflacionario en Colombia, pero ya está disipado, la inflación, en términos generales, está convergiendo hacia las metas que ha establecido la Junta”, destacó el titular de la cartera de Hacienda.

El ministro resaltó igualmente, aunque no fue tema del informe del Banco de la República, la solidez del sistema financiero como otro de los aspectos que transmiten tranquilidad, a pesar de que advirtió que está experimentando las consecuencias lógicas de una desaceleración del ritmo de crecimiento.

Sin embargo, aseguró el titular de las finanzas públicas, frente a este ambiente general de calma, el país enfrenta grandes dificultades. El ministro destacó la reducción en las proyecciones de crecimiento de la economía, las cuales pasaron de 4,5% en 2012 a 3,5% en la actualidad. “Estamos en una situación complicada que nos debe invitar a la reflexión”, aseguró el ministro, quien explicó que el país tiene una economía que crece por debajo de su potencial y grandes dificultades fiscales.

El ministro Carrasquilla expuso a los senadores que el presupuesto que se tramita actualmente en el Congreso presenta unas carencias financieras enormes que afectan programas tan importantes como Familias en acción o los subsidios eléctricos para los sectores menos favorecidos.

Adicionalmente, el ministro advirtió sobre el aumento de la deuda pública, que durante los últimos años “se disparó”, por lo menos, 10 puntos del PIB desde el 2012, cifra que no incluye las vigencias futuras, que pasaron de $20 billones a $90 billones; las obligaciones derivadas del sistema de salud, que según los cálculos más conservadores representarían otros $6 billones; ni los dineros que deberá pagar el país por sentencias judiciales definitivas, los cuales calculó en $5 billones adicionales.

A pesar de una situación que definió como “extremadamente complicada”, el ministro Carrasquilla aseguró que el país todavía tiene “márgenes de maniobra” para resolver sus problemas fiscales.

 

 

 

 

Las directivas de las comisiones económicas de la Cámara de Representantes alertaron hoy a Colombia, sobre la insuficiencia de recursos para atender todas las necesidades del país, proyectadas en el Presupuesto General de la Nación para 2019 y que el Gobierno saliente de Juan Manuel Santos, puso a consideración del legislativo.

“No creo que con la asignación presupuestal presentada por el Gobierno Santos de 258 billones de pesos se puedan atender todas las necesidades del país en 2019”, aseguró Óscar Darío Pérez, presidente de la Comisión Tercera de Cámara.

“Crece el gasto de funcionamiento y está bien que el Ministerio de Educación sea el sector con mayor porcentaje presupuestal, pero la inversión directa está rebajando de 42 billones de pesos a 34 billones para el año entrante y eso no tiene ninguna presentación, creo que va en contra vía de la Constitución que dice que el gasto público no se puede disminuir de una vigencia presupuestal con relación a la otra”, anotó Pérez.

El legislador dijo que analizarán “profundamente ese tema porque de verdad que preocupa que esta situación. “Vamos a mirarla con todo juicio, vamos a estudiar el Presupuesto, eso sí, sabiendo que tenemos muchas necesidades desde el punto de vista de ingresos que son insuficientes para atender la demanda de recursos que es infinita”, recalcó.

Por su parte, Irma Herrera, vicepresidenta Comisión Cuarta de la Cámara de Representantes, coincidió con Pérez. “Colombia es un país con muchas necesidades, y seguramente con este presupuesto no se suplirán el cien por ciento de ellas”, subrayó.

Herrera resaltó que en materia de dinero es lo máximo que el Gobierno Nacional ha estimado que se va a recoger o recaudar durante este año y entonces es con lo que se tiene que trabajar.

“Entonces estaremos muy atentos de cómo está distribuido este presupuesto, el gasto que sea austero, que ojalá esté bien dirigido y que se beneficie el apoyo social que es el que se necesita y en eso vamos a estar muy pendientes desde la Comisión Cuarta para garantizar que el presupuesto quede de la mejor manera distribuido para garantizar que más colombianos tengan más necesidades satisfechas y puedan cubrirlas”, recordó.

Temas prioritarios

Al detallar los rubros del nuevo presupuesto, Herrera dijo que educación, defensa y salud son sectores muy importantes, pero lo que se analizó es que no hubo un aumento sustancial entre el presupuesto del año pasado y el que ahora se presentó al Congreso”.

Según ella, en el sector educativo solamente el presupuesto aumentó el 2 por ciento y lo que genera preocupación es la disminución de las partidas. “En el Ministerio de Minas y Energía la disminución fue del 35 por ciento, en este sector en particular es preocupante que esa reducción vaya a repercutir o se le vaya a trasladar a los ciudadanos vía disminución o eliminación de los subsidios de energía y gas que generalmente están destinados para los estratos 1 y 2, es decir, cuántos ciudadanos podrían verse afectados con esta medida”, recalcó.

En el tema de agricultura, dijo que también preocupa la disminución del 29 por ciento, porque le están quitando recursos a los campesinos.

La congresista señaló que otro hallazgo en el presupuesto es la deuda externa que es muy grande, pues de los 258 billones de pesos del total del presupuesto, 66 billones de pesos corresponden a su pago.

“Es una deuda muy alta”, añadió tras indicar que el tema de inversión se redujo en el presupuesto, “pues pasa de 39 billones de pesos a 35 billones de pesos para el 2019, lo que quiere decir que son 4 billones que se van a dejar de invertir en programas, en vías como las 4 G, en infraestructura, en cobertura de servicios públicos”.

 

El país entero despertó y fueron diversas las reacciones que se conocieron, luego que el expresidente y senador de Centro Democrático, Álvaro Uribe, radicara ante el Congreso, una iniciativa que plantea otorgar facultades extraordinarias al Gobierno de Iván Duque para que se aumente el salario mínimo de los colombianos.

“Este proyecto no tiene validez sino tiene el apoyo del Gobierno Nacional, aseguró el congresista Richard Aguilar desde el Legislativo.

Su colega Armando Benedetti, dijo que “la iniciativa obedece a una estrategia, por la cantidad de impuestos que nos van a meter”.

“El salario mínimo se debe incrementar por otras razones, no por razones políticas o con fines distintos. El salario mínimo debe estar atado a la productividad de los trabajadores y lo que es cierto es que la productividad laboral ha subido muy poco”, afirmó Camila Pérez de Fedesarrollo.

Más opiniones

Acopi a través de Rosmery Quintero, hizo saber que cuando se incrementa el salario mínimo no se asegura que realmente habrá un aumento de la productividad laboral. También alertó que cuando se incrementa ese sueldo no solo lo percibe el trabajador sino todo el sistema cuyo costo adicional asciende hasta un 56 por ciento en la nómina.  

Según Fenalco, la propuesta necesita ser evaluada por todos los actores económicos para puntualizar su impacto, aunque se calificó de novedosa.

El presidente de la Confederación General de Trabajadores (CGT), Julio Roberto Gómez, sostuvo que el incremento del salario mínimo favorece la situación de cuatro millones de trabajadores en todo el país que viven en la pobreza y “si se trata de enmendar errores, no voy a matonear esa propuesta”.

Cabe anotar que en el proyecto ni el expresidente y senador Álvaro Uribe, explicaron cuánto sería el aumento que tendría del salario básico de los colombianos, a través de facultades extraordinarias para el Gobierno de Iván Duque.

Incluso advirtió Uribe que la iniciativa precisa que si se estima, durante los meses iniciales o el año inicial, ese pago no entrará a la corriente monetaria por el riesgo inflacionario, sino que será depositado en las cuentas de cesantías de los trabajadores.

 

El presidente electo, Iván Duque, designó este miércoles a Alberto Carrasquilla Barrera como ministro de Hacienda y Crédito Público.

“El próximo ministro de Hacienda de Colombia será el doctor Alberto Carrasquilla quien fue un exitoso ministro de Hacienda hace unos años, quien ha sido además Gerente Técnico del Banco de la República, una persona que conoce a profundidad los temas monetarios, los temas fiscales, que conoce muy bien la estructura presupuestal del Estado y que tiene una gran capacidad de comunicación”, dijo Duque al término de una reunión con el Gerente y la Junta Directiva del Banco de la República.

“Creo que la designación de Alberto Carrasquilla es una muy buena señal para la política económica y una muy buena señal para los mercados internacionales”, agregó Duque.

¿Quién es Alberto Carrasquilla?

Economista de la Universidad de los Andes (1983). M.S (1985) y Ph.D (1989) en economía de la Universidad de Illinois en Urbana-Champaign.

Desde 2017 es socio de Crowe Horwath. Ha sido miembro de la Junta Directiva en varias empresas. Entre 2007 y 2017 fue socio de Konfigura Capital y Profesor de Economía en la Universidad de los Andes.

Entre 2003 y 2007 fue ministro de Hacienda y Crédito Público. Entre 2005 y 2007 fue elegido Chairman del Comité de Desarrollo, órgano consultivo del Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial. En 2006 fue elegido Presidente de la Junta de Gobernadores, órgano decisorio principal de la CAF.

Anteriormente, fue Viceministro de Hacienda (2002-2003), Decano de la Facultad de Economía de la Universidad de los Andes (2000-2002), Consultor Independiente (1998-2000), Economista Líder de Investigación en el BID en Washington (1997-1998) y Gerente Técnico del Banco de la República (1993-1997).

Subcategorías

Bohemian Rhapsody -La vida de Freddy Mercury

Love Story - La voz de el inolvidable Al Martino

 

Usuarios

Please publish modules in offcanvas position.