Sputnik — El ministro ruso de Exteriores, Serguéi Lavrov, criticó el llamado de Estados Unidos a la petrolera rusa Rosneft de suspender la adquisición de petróleo a Venezuela.

"Hace poco [el secretario de Estado norteamericano Mike] Pompeo acusó a Rosneft de evadir las sanciones estadounidenses y le exigió que deje de comprar petróleo a la compañía venezolana (…) Esto no se ajusta, de ninguna manera, al derecho internacional", dijo Lavrov en una rueda de prensa al concluir este 12 de marzo una reunión con su par de Austria, Karin Kneissl.

El ministro ruso agregó que "el mal ejemplo contagia", refiriéndose a unas declaraciones del opositor venezolano Juan Guaidó, quien llamó a su país a cesar las ventas de petróleo a Cuba.

El 11 de marzo el secretario de Estado de EEUU, Mike Pompeo, criticó que la empresa rusa Rosneft adquiera crudo a PDVSA, pese a las sanciones adoptadas por Washington.

Rosneft rechazó, por "subjetivas" e "infundadas", las acusaciones de Pompeo.

El 28 de enero, el Departamento del Tesoro de EEUU impuso sanciones a PDVSA que implican el congelamiento de 7.000 millones de dólares y el bloqueo de todos los pagos que hagan empresas estadounidenses que compren petróleo venezolano.

Maduro acusa al Gobierno de EEUU de haber orquestado un intento de golpe de Estado el 23 de enero, cuando el líder de la oposición venezolana, Juan Guaidó, se autoproclamó "presidente encargado" del país caribeño apelando a un artículo constitucional que prevé esa figura.

Nord Stream 2

Lavrov abordó también el ataque estadounidense al proyecto gasístico Nord Stream 2 que varias empresas europeas desarrollan para transportar 55.000 millones de metros cúbicos anuales de gas ruso.

"Vemos una violación grave de las normas éticas y jurídicas, cuando Washington exige a los países a no comprar materias primas e hidrocarburos a Rusia, sino hacerlo a Estados Unidos", señaló.

El ministro instó a los estadounidenses a atenerse a las reglas de la competencia honesta, remarcando que "la política de dictado no llevara a nada bueno".

El Nord Stream 2, que busca elevar la seguridad energética de Europa ante la vulnerabilidad del tránsito por Ucrania, prevé el tendido de dos tuberías por el fondo del mar Báltico para conectar a Alemania y Rusia.

Se oponen al proyecto Ucrania, que teme perder sus ingresos por el tránsito del combustible, y otros países europeos como Polonia, Letonia y Lituania.

También expresó su recelo Estados Unidos que busca vender a Europa su gas natural licuado (GNL).

Influencia de Rusia en Europa

Además, el canciller ruso declaró que la propuesta del presidente estadounidense, Donald Trump, de asignar 500 millones de dólares a la UE para contrarrestar la influencia de Rusia en Europa, es un intento de EEUU de sobornar a sus aliados.

"Lo que vemos en la propuesta presupuestaria de la Administración para el año que viene, no es una diplomacia, quizás es una diplomacia estadounidense contemporánea, que consiste en amenazas y sanciones, o intentos de sobornar a los aliados", dijo Lavrov.

 

Juan Guaidó se reunió este martes en Caracas con los empleados públicos y sindicatos, anunciando que tanto los despidos como la persecución política hacia los empleados quedan sin efecto.

Guaidó señaló que propondrá al Parlamento una ley de garantías para los empleados públicos, para poder salvaguardar sus derechos y que no tengan que cooperar con el régimen.

Y agregó que los propios trabajadores se dirigen hacia un paro escalonado en la administración pública. También indicó que llevará a cabo un censo de trabajadores despedidos por razones políticas.

El presidente interino se reunirá desde mañana con cada sindicato para tratar de ponerle fin a la dictadura de Maduro.

 

Rusia y China vetaron un proyecto de resolución promovido por Estados Unidos que llamaba a la celebración de elecciones en Venezuela y reconocía al autoproclamado presidente encargado Juan Guaidó. Una segunda propuesta, patrocinada por Rusia, abogaba por el diálogo entre el gobierno y la oposición venezolanos mediante el Mecanismo de Montevideo.

El Consejo de Seguridad de la ONU volvió ser escenario este jueves de las profundas diferencias sobre Venezuela que mantienen Estados Unidos y Rusia, que han intentado sin éxito sacar adelante sendas resoluciones sobre la crisis en el país vecino.

La propuesta de resolución de EE.UU., que proponía la celebración de elecciones libres, logró los apoyos de nueve de los 15 países, pero chocó con el veto de Rusia y China, que apoyan al presidente venezolano, Nicolás Maduro, y consideran las presiones estadounidenses y de la Unión Europea una injerencia en los asuntos internos del país.

"Tuvimos que utilizar el derecho de veto porque el proyecto de Estados Unidos no es para resolver los problemas en Venezuela, por eso presentamos una alternativa que podría haber ayudado al pueblo de Venezuela sin una intervención foránea para que resuelva sus problemas", dijo el representante ruso ante la ONU, Vasili Nebenzia, para justificar la postura de su país.

Nebenzia insistió tras el fracaso de las dos votaciones: "Muchas delegaciones han dicho que es necesario que haya elecciones lo más pronto posible en Venezuela: elecciones o no, eso es algo que debe decidir el pueblo venezolano; no decidan por ellos".

Tras el rechazo por parte del presidente Nicolás Maduro de la ayuda humanitaria .

¿Cuáles son las salidas para la crisis de Venezuela?.

El plan de Rusia, que abogaba por la no intromisión en los asuntos internos de Venezuela, solo contó con el respaldo de China, Sudáfrica y Guinea Ecuatorial, muy lejos de los nueve votos necesarios para ser aprobado.

Tras la votación, el enviado especial de EE.UU. para Venezuela, Elliott Abrams, aseguró que "lamentablemente, al votar en contra de esta resolución (la estadounidense), algunos miembros de este Consejo continúan protegiendo a Maduro y a sus amigos, y prolongando el sufrimiento del pueblo venezolano".

Según Abrams, "independientemente de los resultados de la votación de hoy, esta resolución muestra que las democracias en todo el mundo, y especialmente en América Latina, se están movilizando en apoyo del presidente interino (Juan) Guaidó".

"Los Estados Unidos se mantendrán firmes en el apoyo al gobierno legítimo de Guaidó y la Asamblea Nacional. Esperamos elecciones genuinamente libres y justas (...). Estados Unidos buscará todos los medios para aumentar la asistencia humanitaria a los venezolanos tanto dentro como fuera de su país", concluyó el representante estadounidense.

Ambas resoluciones estaban abocadas al fracaso, como reconocían horas antes de la reunión representantes permanentes como la embajadora británica Karen Pierce.

"Creo que tenemos que ser realistas, es muy poco probable que el Consejo sea capaz de llegar a un acuerdo", dijo Pierce, cuyo país apoyó la resolución presentada por Estados Unidos.

Durante la reunión, la diplomática británica destacó que había apoyado el plan estadounidense porque "enfatiza la importancia de establecer las condiciones necesarias para un nuevo y creíble proceso electoral en Venezuela".

Ante los medios, el representante francés, François Delattre, negó que el proyecto estadounidense supusiera una base legal para el uso de la fuerza y para minar la soberanía de Venezuela, como alegan Rusia y China.

Para Francia, el texto ruso, sin embargo, "ofrece la ilusión de una Venezuela pacífica, pero más de tres millones y medio de personas han abandonado el país. Nadie puede negar la crisis humanitaria y las consecuencias para toda la región y el borrado ruso, en su estado actual, no menciona (la crisis) humanitaria".

En este sentido, Nebenzia acusó a EE.UU. y a los países europeos de haber pergeñado un plan para justificar un cambio de Gobierno en Venezuela.

"Primero crean ustedes una necesidad humanitaria enorme y luego piden al mundo que la resuelva", dijo el representante ruso, quien no dudó en tildar la resolución estadounidense de "ilegal y nula" y de una "burla" para los miembros del Consejo de Seguridad.

En la reunión también intervino el representante permanente de Venezuela, Samuel Moncada, que calificó a Estados Unidos y al Reino Unido de "potencias coloniales" que llevan a cabo "una acción de rapiña y pillaje" bajo la excusa del "humanitarismo".

Venezuela vive una situación de inestabilidad política desde el 10 de enero, cuando Maduro volvió a tomar posesión del cargo de presidente tras imponerse en las elecciones de mayo pasado, no reconocidas por parte de la comunidad internacional.

El 23 de enero, el opositor Juan Guaidó invocó varios artículos de la Constitución venezolana para defender que, como jefe del Parlamento, podía declararse presidente interino del país al considerar "ilegítima" la toma de posesión de Maduro.

Explicaciones del voto

Antes de iniciarse las votaciones, el embajador de Rusia ante la ONU calificó de “hipócrita” el texto estadounidense y advirtió que Estados Unidos lo había sometido sabiendo que sería vetada con el objetivo de socavar deliberadamente la unidad del Consejo y señalar a los “supuestos obstructores” del restablecimiento de la democracia en Venezuela.

Vassily Nebenzia indicó que, si adoptara una resolución como esa, sería la primera vez que el Consejo de Seguridad “echara a un presidente y nombrara a otro de un país soberano”, y preguntó: “¿Es esto diplomacia internacional en acción?” “¿Es una burla de los miembros del Consejo de Seguridad?”

“Si Estados Unidos quisiera de verdad ayudar al pueblo de Venezuela, operaría mediante canales oficiales como las agencias de la ONU que operan en el país, pero esa no es la finalidad, se trata de una cortina de humo”, dijo el diplomático.

Añadió que la propuesta rusa abogaba por la entrega de ayuda humanitaria de acuerdo a los principios enarbolados por la ONU de humanidad, neutralidad, imparcialidad e independencia, además de respaldar el diálogo entre las partes bajo el Mecanismo de Montevideo.

China estuvo de acuerdo con Rusia al oponerse a la intervención de fuerzas extranjeras para determinar el futuro de Venezuela.

Por su parte, el enviado especial de Estados Unidos para Venezuela, Elliot Abrams, afirmó que la situación en ese país requiere una acción inmediata.

“Cada miembro de la comunidad internacional que reconozca el gobierno de Guaidó apoya la lucha del pueblo de Venezuela por reinstaurar su democracia. Lamentablemente, al votar contra esta propuesta algunos miembros de este Consejo siguen protegiendo a [Nicolás] Maduro y a sus compinches y prolongando el sufrimiento de los venezolanos. Esta crisis fabricada por el hombre se ha extendido mucho más allá de las fronteras de Venezuela y amenaza con desestabilizar la región.”

Abrams anunció que Estados Unidos se mantendrá firme en su apoyo “al gobierno legítimo de Guaidó y de la Asamblea Nacional y seguirá esperando la celebración de elecciones libres y justas” y reiteró que su país “buscará todos los caminos para incrementar la ayuda humanitaria a los venezolanos dentro y fuera del país”.

Venezuela

El embajador de Venezuela ante la ONU recordó que el presidente Nicolás Maduro “está en pleno ejercicio de sus facultades legales y garantiza la protección del territorio y del pueblo venezolano con el control efectivo del país”.

Samuel Moncada aseveró que las amenazas contra la paz en su país vienen del exterior y acusó a Estados Unidos de falsificar el contenido de las resoluciones de la Organización de los Estados Americanos (OEA) mencionadas en su propuesta que hacen referencia a un desconocimiento del proceso electoral venezolano de 2018, ya que la propia Carta de ese organismo regional prohíbe ese tipo de decisiones.

“También rechazamos que se siga usando a nuestra Constitución para intentar justificar una intervención colonial, apoyando a una entidad ficticia que no existe en nuestra ley fundamental. Un gobierno autoproclamado es una dictadura sin base legal en Venezuela. Incluso sus voceros ya abandonaron toda intención de llamar a elecciones y pretenden actuar por años sin consultar al pueblo, sólo les basta el apoyo del presidente Trump.”

Moncada reclamó a los países europeos que nos escuchan a sus parlamentos cuando éstos les dicen que no deben intervenir en los asuntos nacionales de Venezuela, y denunció los actos de violencia provenientes de territorio colombiano, lamentando que no se hayan condenado.

Acusó, asimismo, la congelación del dinero venezolano, que afecta gravemente la economía venezolana. “Estados Unidos y el Reino Unido cometen una acción de rapiña y pillaje que no puede ser ocultada con un manto de humanitarismo.” “Las guerras modernas ya no se hacen sólo con bombas, también se hacen con bancos.”

Para concluir, el diplomático pidió “lo que demandaría cualquier nación o miembro responsable de las Naciones Unidas, venimos a pedir la defensa de los principios de nuestra carta fundacional como son el respeto a la soberanía, a la independencia política, a la integridad territorial, la no intervención en los asuntos internos, el derecho a la autodeterminación de los pueblos, a la igualdad jurídica de los Estados, pero, sobre todo, venimos a pedirle a este Consejo nuestro derecho a la paz”.

 

 

 

 

Sputnik — Estados Unidos y China podrían poner fin a sus disputas comerciales durante la cumbre que mantendrán sus líderes a finales de marzo, aseguró el periódico The Wall Street Journal.

"Pese a los obstáculos, las conversaciones han avanzado de tal manera que el acuerdo oficial puede ser alcanzado en la reunión del presidente [estadounidense, Donald] Trump, con su homólogo chino, Xi Jinping, aproximadamente el 27 de marzo", escribe el diario citando fuentes propias.

Trump anunció a finales de febrero que proyectaba celebrar una cumbre con su par chino en su mansión de Mar-a-Lago, en Florida, para llegar a un acuerdo.

Según apunta el periódico, Pekín estudia disminuir los aranceles a los artículos estadounidenses, en concreto, del sector agrícola y las industrias química y automotriz, mientras que Washington ofrece levantar la mayoría de sus sanciones impuestas el año pasado a la producción china.

Estados Unidos y China se enfrascaron en una guerra comercial después de que Trump anunciara en junio pasado la imposición de aranceles de 25% a los productos chinos por valor de 50.000 millones de dólares con el fin de reducir el déficit comercial.

Tema relacionado: La disputa comercial con China podría obstaculizar nuevos proyectos de GNL de EEUU

Desde entonces ambos países se han impuesto recíprocamente sucesivos paquetes de aranceles.

A principios de diciembre de 2018, en el marco de la cumbre del G20 en Argentina, los líderes de EEUU y China acordaron una tregua en la guerra comercial.

El presidente chino, Xi Jinping, prometió corregir el desequilibrio importando más productos agrícolas, energéticos e industriales de EEUU.

Trump, por su parte, acordó suspender los planes para aumentar los aranceles a productos chinos por un valor de 200.000 millones de dólares del 10 al 25% para allanar el camino para las negociaciones con Pekín, pero advirtió que si estos esfuerzos no tienen éxito en un plazo de tres meses las tarifas serán establecidas según lo planeado.

La séptima ronda de las consultas chino-estadounidenses de alto nivel se celebró en Washington del 21 al 24 de febrero.

 

La Feria abrirá sus puertas del 25 de abril al 6 de mayo y conmemorará los 200 años de Independencia con un Pabellón Especial denominado ‘Colombia 200 años’, un espacio de tres mil metros cuadrados que combinará exposiciones, interacciones y discusiones sobre las distintas regiones, grupos sociales, ciudadanías e ideas que permitieron conformar la

De acuerdo con el Presidente Ejecutivo de la Cámara Colombiana del Libro, Enrique González Villa, anunció que la Feria Internacional del Libro de Bogotá (FILBo) rendirá este año un homenaje especial a nuestro país, con motivo de la celebración del Bicentenario de la República de Colombia.

“Hemos querido que Colombia sea el país invitado de honor para esta versión número 32 de la Feria Internacional del Libro de Bogotá. Para corresponder con esa decisión suya, en sus palabras de posesión, designamos a Colombia, y nuestro objetivo es que la Feria sea el espacio ideal para celebrar este acontecimiento como un gran foro público sobre valores y principios”, dijo el directivo de la Cámara Colombiana del Libro al Presidente de la República, Iván Duque Márquez.

Explicó que esta iniciativa se basará en cuatro principios: soberanía, ciudadanía, independencia e igualdad, con los cuales se busca “ofrecerles a los colombianos la oportunidad de reescribir, repensar, reinterpretar nuestra historia y visionar otras formas de concebir y construir el país, asumiendo la celebración del Bicentenario como la celebración de la República”.

Al respecto, el Presidente Duque destacó que la Feria del Libro de Bogotá no solo es un espacio privilegiado en el que muchos ciudadanos encuentran su primer contacto con la literatura, sino que es un certamen que permite a los escritores y librepensadores expresar sus ideas, al tiempo que se trata de un evento que permite conocer a los grandes autores del momento a nivel internacional.

“Así que ver a Colombia como país invitado nos llena de orgullo y reafirma también el compromiso del Gobierno Nacional”, sostuvo el Mandatario.

Durante este mismo evento, la Vicepresidenta Marta Lucía Ramírez indicó que el Gobierno del Presidente Iván Duque viene trabajando en la celebración del Bicentenario con el propósito de dejar una impronta en todos los colombianos, consistente en saber de dónde venimos y cuál ha sido el proceso que hemos vivido para convertirnos en una nación libre.

“Porque si nosotros sabemos mejor cuál ha sido nuestro proceso, vamos a valorar muchísimo más a Colombia, vamos a tener un sentido de la autoestima y del amor propio que a este país mucho le hace falta. Y qué mejor que hacerlo justamente en esta Feria del Libro, siendo Colombia el país invitado”, sostuvo.

Pabellón ‘Colombia 200 años’

De acuerdo con el Ministerio de Cultura, el homenaje de la Feria del Libro al Bicentenario de la República es también una invitación para pensar el país desde los territorios, la cultura, los saberes y las artes.

La Feria conmemorará los 200 años de Independencia con un Pabellón Especial denominado ‘Colombia 200 años’, un espacio de tres mil metros cuadrados que combinará exposiciones, interacciones y discusiones sobre las distintas regiones, grupos sociales, ciudadanías e ideas que permitieron conformar la República.

Una exposición, centrada en el tema de la ciudadanía, mostrará a la gente del común que también jugó un papel fundamental en nuestra Independencia.

Los asistentes se encontrarán con una completa muestra editorial y con títulos de autores colombianos y extranjeros que abordan los temas de Colombia desde distintas áreas del conocimiento. Igualmente, podrán participar de varias actividades alrededor de la Imprenta y disfrutar de una ‘Chichería’ tradicional que les brindará un espacio de diálogo y debate sobre ideas políticas.

‘El país invitado eres tú’

‘Léete. El país invitado eres tú’ es el eje temático que enmarcará las actividades de la Feria en 2019, que este año contará con la participación de más de 500 invitados nacionales e internacionales, en más de 1.700 eventos de programación literaria, cultural y académica.

La agenda incluye actividades en el recinto ferial y en otros escenarios de la ciudad, como bibliotecas, librerías, colegios y universidades y otros espacios no convencionales de la ciudad y del país.

 

Glass un film de terror y suspenso

Love Story - La voz de el inolvidable Al Martino

 

Usuarios

Please publish modules in offcanvas position.